Corporaciones policíacas de la región realizan operativos de vigilancia y supervisión especial para que respete la reducción de la venta de bebidas embriagantes.