Los robos continúan aun hasta día de hoy. Foto especial:

El pasado sábado 30 de mayo, varias personas entraron a una tienda en Manhattan (Nueva York, EE.UU.), decenas de estos bandidos salieron con artículos de gran valor antes de comenzar a incendiar el establecimiento.

La ola de violencia, surgió el mismo día que iniciaron las protestas por el caso de George Floyd, quien murió tras ser arrestado por un policía en Minneapolis. En consecuencia, miles de personas se han unido para exigir justicia.

Sin embargo, muchos otros solo están aprovechando la situación para romper la cuarentena y provocar disturbios en varios estados de la nación estadounidense.

Decenas de estos supuestos “protestantes” rompieron los cristales usando cualquier cosa que pudieran encontrar cerca, pasando por las barandas de seguridad hasta varillas y hachas que llevaban para hacer frente a las autoridades de Manhattan.