Muriel Bowser, alcaldesa de Washington D.C. Foto especial:

Muriel Bowser, alcaldesa de la ciudad de Washington (Estados Unidos), expresó en las redes sociales su indignación por la actuación de la Policía local. Oficiales lanzaron gases lacrimógenos para separar a una multitud de manifestantes pacíficos por la muerte de George Floyd.

La reunión de aproximadamente mil participantes se dio minutos antes de que el mandatario estadounidense, Donald Trump se dirigiera a la nación este lunes 1 de junio de 2020.

Antes de la llegada del presidente, vehículos militares arribaron en la avenida Pensilvania, mientras que policías comenzaba a llegar para ahuyentar a los manifestantes del Parque Lafayette.

Según un informe, durante el discurso del presidente, se alcanzaron a escuchar varias detonaciones de los ataques con gas.

“Impuse un toque de queda a las 7 pm. Unos 25 minutos antes, y sin provocación previa, la policía federal usó municiones contra manifestantes pacíficos frente a la Casa Blanca, un acto que hará el trabajo de los oficiales del Departamento de Policía Metropolitana del Distrito de Columbia más difícil. ¡Es vergonzoso! Residentes del DC, váyanse a casa, manténganse a salvo.”, escribo la alcaldesa en su cuenta de Twitter.