Guadiana

Armando Guadiana Tijerina, Senador Fuente: Especial

El Senador Armando Guadiana, lamentó y condenó la indiferencia que se ha tenidocon la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) toda vez que, desde que inició la contingencia sanitaria por el COVID- 19 ha emitido cinco alertas sanitarias por robode medicamentos para tratar diabetes, cáncer, VIH, epilepsia y de uso oftálmico a nivel nacional sin obtener ninguna respuesta.

Ante esta situación el Legislador Coahuilense puso a consideración del Pleno del Senado de la República, la Proposición de un Punto de Acuerdo de urgente resolución, donde se exhorta al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) e Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), además de las instituciones de Salud de jurisdicción Federal e Instituciones de Seguridad Social de las Entidades Federativas para que de manera coordinada realicen las acciones correspondientes a la mejora en los procedimientos de manejo y control de los medicamentos.

Asimismo, solicitó a la Fiscalía General de la República a dar trámite oportuno y expedito a las investigaciones para llevar ante la autoridad judicial competente a los responsables. Pues recordó que esta actividad ilícita perjudica a las instancias de salud antes mencionadas y por consecuencia a los Derechohabientes y puntualizó que se debe castigar con todo el peso de la Ley a las Personas involucradas en el robo de Medicamentos, lo calificó como un hecho atroz y vil.

El Senador Guadiana recordó el caso que ocurrió en la Delegación Coahuila en el año 2019, donde se cuantificó un daño patrimonial al IMSS aproximado de 300 millones de pesos, por la sustracción de medicinas por recetas apócrifas dentro de las farmacias de las clínicas de Torreón, donde también fue presentada denuncia ante la Fiscalía General de la República.

En este mismo sentido el presente año el, Reyes Flores Hurtado, Delegado del Gobierno Federal en el Estado de Coahuila, presentó una denuncia por el robo de medicamentos en la FGR, tras ser descubierto el robo de miles de dosis de medicamento controlado conocido como Fentalinoen una clínica de la Ciudad de Satillo y que probablemente se trata de una red de trabajadores del mismo IMSS.

“De acuerdo con cifras de la Cámara Nacional de la Industria Farmacéutica (CANIFARMA), alrededor de 8 millones de personas consumen medicamentos robados que en ocasiones están caducos, por lo que significa un serio riesgo para la salud, y en medio de la actual situación se agrava con la pandemia del COVID-19 que azota a nuestro País”,

Senador, Armando Guadiana Tijerina

También se manifestó que los robos no solamente se suscitan durante los traslados de los medicamentos adquiridos, se dan también dentro de los almacenes de concentración de las instituciones de salud, en el recorrido hacia los hospitales y clínicas, dentro de los propios nosocomios y asaltos a farmacias; robos en los que están involucrados tanto trabajadores de salud como ajenos.

El senador Guadiana, comentó que los medicamentos con más reportes de robos y falsificación son en su mayoría para enfermedades crónicas como diabetes, diferentes tipos de cáncer, hipertensión y VIH, pero específicamente resultan ser los medicamentos más costosos los que mayormente son sustraídos.