Continúa el abandono por parte de grandes marcas contra Facebook. Foto especial:

Tres gigantes más han retirado su publicidad de Facebook, como parte de la campaña #StopHate4Profit, organizado la semana pasada por varios grupos de derechos civiles.

Mientras Adidas y su subsidiaria Reebok, suspenderán su publicidad de la plataforma y en Instagram todo el mes de julio, el segundo fabricante de automóviles en Estados Unidos, Ford, aseguró que dará una pausa a sus anuncios en todas las plataformas de redes sociales por los próximos 30 días.

Por su arte, HP dijo que dentendría la publicidad de Facebook, en el territorio estadounidense hasta que impusieran “medidas de protección más sólidas”.

Anteriormente, empresas como Unilever, Cocacola y Starbucks dejaron de lado a la plataforma y se unieron al boicot a pesar de que el director, Mark Zuckenberg anunció que la red social adoptaría una serie de pasos para combatir el discurso de odio antes de las elecciones presidenciales del 2020.