El grupo de feministas que tomaron la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM) demandaron a la dependencia y exigieron una respuesta por la censura a sus protestas: "es inaceptable", aseguraron. Foto Especial.

Luego de que el pasado 11 de septiembre se desalojará de forma violenta al grupo de feministas de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM) de las cuales 13 de ellas fueron detenidas, la presidenta de la Mesa Directiva de la Legislatura mexicana, Karina Labastida exigió a las autoridades federales una explicación pública sobre lo sucedido.

“Es inaceptable el desalojo violento de activistas de la Visitaduría Regional de Derechos Humanos en Ecatepec. (…) Estos hechos que se registraron y se difundieron en las redes sociales sólo son resultado de la falta de atención por parte de las autoridades a los casos de violencia contra las mujeres y esto es un llamado de atención por el alto índice de impunidad que persiste en el Estado de México”, aseveró la dirigente federal.

Ante tales declaraciones, solicitó que tanto Alejandro Gómez Sánchez y Jorge Olvera García, titulares de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) y de la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM) respectivamente, dieran “la cara” y esclarecieran lo sucedido.

Su constante búsqueda por omitir la “justificación” de sus actos ha llevado a que lo dicho por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador sobre que durante su gobierno ““ha sido prioridad escuchar a las mujeres y entablar mesas de trabajo para conocer las necesidades de las mexicanas” se ponga en duda.

“En el Estado de México, es una incongruencia que, ante la toma de instalaciones de la Visitaduría de la Comisión de los Derechos Humanos, se recurra al desalojo violento y gracias a los videos se pueda conocer parte de la verdad de los hechos que son condenables”, agregó.

Te puede interesar: Violentamente y de madrugada: policías desalojaron a feministas que tomaron la CODHEM

“Los responsables de la CODHEM y la FGJEM tienen que dar una explicación pública ante los representantes del pueblo”, dijo.

“No para justificar el actuar de su personal o su falta de sensibilidad de respeto a los derechos humanos, sino más bien para que no vuelva a suceder el exceso de autoridad”, indicó la morenista.

Tras el desalojo de la Visitaduría de la CODHEM en Ecatepec, un grupo de 11 mujeres y siete menores de edad fueron trasladados desde el oriente mexiquense hasta el Ministerio Público del Centro de Justicia de Atizapán de Zaragoza, donde horas después fueron liberados, junto con dos hombres que habrían sido detenidos en el MP .

En tanto, las activistas insistieron en que la ocupación de las oficinas de la CODHEM no fue una toma violenta, sino más bien pactada.

Aunque en la recuperación, entre 30 y 40 policías de investigación mexiquenses rompieron las puertas para sacarlas del lugar, sin importar que una de las activistas estuviera embarazada, por lo que la investigación es necesaria para dar con los responsables.

Te puede interesar: Feministas toman la CNDH del Estado de México y Michoacán: “ni una menos”, gritan las manifestantes