Policías obligan a hacer 300 sentadillas a un joven por violar toque de queda y acaba muerto

Policías obligan a hacer 300 sentadillas a un joven por violar toque de queda y acaba muerto Foto especial

El abuso de autoridad no es exclusivo de Estados Unidos, pues recientemente un caso llamó la atención de los medios, luego de que un sujeto fuera obligado a hacer 300 sentadillas tras romper el toque de queda en Filipinas, lo que provocó que su estado de salud se deteriorara en cuestión de minutos y terminara por perder la vida.

Darren Manaog Penaredondo, un joven de 28 años, violó la orden de toque de queda nacional que se había impuesto como medida de contención frente al aumento de contagios, pero el gusto no le duró mucho, pues fue atrapado por policías de General Trias.

TE PUEDE INTERESAR: Identifican al responsable del tiroteo en Maryland; resultó ser un médico de la marina estadounidense

Según lo narrado por un familiar, el muchacho había salido a comprar agua el pasado 1 de abril, pero lo hizo pasadas las 6:00 p.m. Manaog fue detenido junto con otros jóvenes a los cuales se les ordenó hacer 100 sentadillas sin descanso y de forma sincronizada, de no hacerlo, tendrían que empezar desde cero.

Aunque el joven y los demás lograron acabar con el castigo luego de pasar por lo mismo 3 veces por el error de otros, logró llegar a su casa, pero al día siguiente presentó un dolor intenso en las rodillas y en los muslos, tanto que no podía ni levantarse o andar con normalidad.

Para el 3 de abril, el joven había muerto tras caer en un coma. El alcalde de la región, Antonio Ferrer, indicó que se abrió una investigación, pero por ahora las causas de muerte continúan siendo desconocidas, aunque se cree que el fallecimiento ocurrió debido al esfuerzo del muchacho, lo que pudo haber provocado una insuficiencia en el flujo sanguíneo.

NRT México, Cobertura Total 360°