La alcaldesa del municipio de Juárez María del Carmen Durón Olivares, dijo que trabajan en el proceso de transición con la administración entrante y aunque por motivos de viaje del alcalde electo a la unión americana, no se ha podido reunir formalmente, en la presidencia municipal está todo listo. Hablo de la deuda pública, dijo que su administración no genero, solo la que recibió y calificó como una herencia, aunque no cuantificó el monto, solo fue para luminarias.

En unos días se reunirá con el alcalde electo para definir algunos puntos, dijo la alcaldesa, quien reconoció aún hay pendientes, sobre todo proyectos considerado dentro del programa Vamos a Michas. En el primer año quedaron pendientes proyectos por el recorte presupuestal, luego por la pandemia, todo se va entregar en tiempo y forma.

Vamos a entregar sin deuda, le bajamos poquito, tuvimos que bajarle poquito, pagamos, pero como quiera queda, es una herencia que ahí está y afecta a todas las administraciones, explicó.

“Esa clase de herencia no queremos dejar tampoco nosotros, es la deuda por las luminarias, por la luz, así no la dejaron”, señalo.

Hablo del tema del agua, en el que dijo se solucionó gracias a las lluvias, pero se trabaja con una obra de aljibe que construyó el municipio, una perforación del gobierno del estado y la construcción de un tanque elevado.

Finalmente explicó que se siente satisfecha por la oportunidad que la gente del municipio de Juárez le otorgó para dirigir sus destinos, al señalar que muy contenta concluye la administración municipal este ultimo de diciembre del presente año.