Erika le escribió carta a su hijo feminicida: Terminó con la vida de sus dos hijas

Erika le escribió carta a su hijo feminicida: Terminó con la vida de sus dos hijas Foto Especial.

El pasado 5 de octubre una activista social compartió a través de sus redes sociales las cartas que escribió una mujer, identificada como Erika, a sus hijas y al asesino de éstas, su hijo: Erika perdió a sus hijas a manos de Braulio, su hijo mayor, durante noviembre de 2020.

Erika perdió a tres de sus 4 hijos; Diego, recién nacido, Yirari, de 12, Diana, de 7, a manos de su hijo mayor, Braulio; el joven, quien desde temprana edad comenzó a presentar comportamientos problemáticos, al parecer, inculcados por su padre, Rubén, un hombre agresivo pero que lo consentía constantemente, terminó por terminar con la vida de sus hermanos menores, tras presentar un comportamiento delictivo que lo orilló a ir a la cárcel en diversas ocasiones, al ser menor de edad, su padre lo salvaba constantemente.

TE PUEDE INTERESAR: Rosita, de 13 años, falleció a manos de sus amigos; la violaron y abandonaron su cuerpo

Tras separarse de su pareja sentimental, Erika decidió irse a vivir con sus hijos a Tecámac, en el Estado de México, sin embargo, tras algunas semanas, Braulio decidió regresar con su padre: Por años erika y sus hijas vivieron tranquilas, hasta que la mujer decidió tener otro hijo con su nueva pareja.

Braulio mató al primero diego primero; lo ahogó con una cobija frente a sus hermanas y fingió que pidió ayuda; pese a que fue detenido por el crimen, no fue sentenciado y volvió a la casa de su padre.

TE PUEDE INTERESAR: Se disparan feminicidios en México: Agosto cierra con más de 100 mujeres asesinadas

Tras ser liberado, el joven arribó a casa con una chica, a quien identificó como su novia, a quien se llevaría a Puebla para prostituirla; Braulio nuevamente fue atrapado, pero gracias a Rubén, quien se responsabilizó por él, las autoridades lo soltaron.

Fue entonces que volvió a casa de su madre, quien lo dejó pasar la navidad con ellas: Un día Erika salió a trabajar y dejó a sus hijas con Braulio; al llegar a casa, después de medianoche, encontró a su hijo ahorcando a una de sus hijas; la otra ya había muerto.

Braulio la golpeó hasta dejarla inconsciente y huyó de la casa; “Intentó asesinarme, me picó dos veces en las costillas, cinco en la cabeza y al final, luego de forcejear con él por más de una hora y media, me golpeó con la cacha de una pistola. Perdí el conocimiento más de 9 horas”, relató Erika.

Braulio fue detenido después y sentenciado a 5 años de prisión por los delitos cometidos contra sus hermanitas, a quienes torturó, violó y después mató, además por el delito de feminicidio de su madre: “El juez le hizo saber que merecía condena de por vida por todo lo que les hizo a las niñas, las torturó, las abusó sexualmente, las asesinó y dejó muerta en vida a Erika, quien escribió unas líneas para sus hijas y otras para el asesino de sus hijas”.

Redactora Digital: Nayely Mederes