13.9 C
Monclova
dom 12, 22

Pide Iglesia Católica un salario digno un freno a la violencia e inseguridad

Del 30 de septiembre al 2 de octubre se lleva a cabo en la Ciudad de México el XIV Congreso Mundial de las Familias, en el que participan especialistas de talla internacional.

Durante este encuentro, se han puesto sobre la mesa temas de gran relevancia para el futuro de las familias a nivel mundial: crisis económicas, violencia y conflictos domésticos, adicciones e ideologías dañinas, comunicación y educación de los hijos, estructuras familiares e identidad, etc.

Entre muchos paneles, uno en particular versó sobre “Familia y trabajo”. En él, se tocaron varios aspectos fundamentales que urge atender ahora que el mundo comienza a girar de nuevo a una velocidad vertiginosa tras el regreso presencial a todas las actividades sociales.

Monclovenses contarán con mejores oportunidades de empleo
Monclovenses contarán con mejores oportunidades de empleo

Y es que, durante la pandemia, algunas familias se desintegraron, pero muchas más lograron salir adelante, fortalecidas y confiadas en que ahora no hay fuerza capaz de destrozar esta institución, purificada durante este tiempo en el crisol de la enfermedad y la crisis económica y laboral que provocó el virus.

Después del aislamiento, las familias han entrado en nuevas dinámicas y nuevos desafíos, y en muchos casos, con fuentes de trabajo aún débiles, lo cual pone en riesgo la estabilidad material y emocional de las mismas. Es momento de apuntalar las estructuras laborales por el bien del país, y esto se logra de manera conjunta: gobierno, empresarios y trabajadores.

Y dentro del trabajo, el salario digno constituye el instrumento más importante para practicar la justicia en las relaciones laborales, porque dicho salario es fruto del trabajo honesto, creativo, y el reconocimiento de los empresarios o patrones y del Estado a la dignidad de cada trabajador y su familia

Hoy, el modo de salvaguardar los derechos del trabajador y de su familia empieza por asegurar un trabajo con un salario digno, que sea capaz de cubrir todos los gastos, además de procurar el ahorro para la procuración de la propiedad familiar y el disfrute de esparcimiento y actividades culturales y recreativas.

El Congreso Mundial de las Familias ha puesto su mirada en este punto tan importante para el futuro de las familias mexicanas, no sólo heridas económicamente, sino también por la violencia y la inseguridad. Pero justamente, el trabajo y el salario dignos, son clave para acabar con estos y otros males que nos lastiman como país

NRT MÉXICO COBERTURA TOTAL 360°

NOTAS RELACIONADAS

LO MÁS RECIENTE