Una repentina caída en la demanda de combustibles pone contra la pared a un titan petrolero.

La compañía ha sufrido un fuerte golpe, pues el valor del petroleo se hunde por más de un 90% por debajo del valor actual de los 2 dólares, precios que no se habían presentado desde 1983. El desplome se produce debido al exceso de oferta producido por la continua extracción de la industria petrolera y por el vencimiento del futuro de mayo, que requiere que el petróleo se entregue de de forma física en un momento en el que la población regrese a sus actividades y esto represente una saturación del mercado.

La caída en los precios del petróleo refleja la caída en la demanda de este mismo a causa del resguardo de la población por los acontecimientos relacionados al Covid-19, el cual mantiene gran parte de las ventas del crudo congeladas.

Por otro lado, al continuar extrayendo de manera constante el crudo la compañía ha presentado otro problema en donde la multinacional del producto esta excediendo las capacidades para su almacenado.

¨No se ha alcanzado el tope de capacidad, pero el temor es que lo hará.¨

Michael McCarthy, estratega jefe de mercado de CMC Markets en Sydney Ruters.

Hace una semana, la Agencia Internacional de Energía calificó el 2020 como ¨el peor año de la historia para el petróleo¨ y apodo al presente mes como ¨abril negro¨.

A pesar de que de que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus principales aliados llegaran al acuerdo de la reducción de la producción de 9.7 millones de barriles diarios para disminuir el impacto por la caída en la demanda a causa del Covid-19. Al caer la demanda, las empresas constantemente terminan acumulando el producto alcanzando el límite de la capacidad de almacenamiento, en este caso el petróleo, lo que ha provocado que algunas empresas regalen prácticamente su tan valioso material.

Con información de Economíahoy.