La policía se ha visto obligada dispersar a los manifestantes que puedan ser violentos. Foto especial:

La noche del pasado lunes 1 de junio, varios agentes de la Policía Metropolitana de Luisville (Kentucky) se proponían a arrestar a varias personas que pertenecían a un grupo de manifestantes violentos.

En ese momento, afirmaron escuchar disparos provenientes de los protestantes. Ante esto los policías abrieron fuego hiriendo a una persona lo que posteriormente causó su muerte.

Este martes la Policía Metropolitana de Louisville ha revelado que se trataba de un empresario local.

El hombre identificado como David McAtee presuntamente fue el primero en abrir fuego.

Dos grabaciones hechas por las cámaras de vigilancia de su local grabaron el momento cuando levantó el brazo tras la entrada del establecimiento, pero se desconoce si McAtee estaba sosteniendo algo. Poco después se puede ver como entra corriendo y cae al suelo.