Policías de Nuevo León acribillan a trabajadores potosinos, salieron a buscar trabajo para cuidar a sus familias

Policías de Nuevo León acribillan a trabajadores potosinos, salieron a buscar trabajo para cuidar a sus familias Foto especial

Cinco trabajadores provenientes de San Luis Potosí, fueron atacados por presuntos policías en Nuevo León, Monterrey, cuando los sujetos causaban disturbios en una finca donde trabajaban como vigilantes y hacían labores de albañilería.

Dos de ellos, Gregorio Santiago y Claudio Francisco resultaron con heridas fatales y perdieron la vida durante el ataque de los oficiales, mientras Benancio Santiago resultó herido de gravedad con cuatro disparos en la espalda, y Felipe Martínez, fue golpeado, aunque se desconoce si fue detenido.

Los foráneos, habían viajado a la ciudad luego de perder su trabajo como guías turísticos en el Sótano de las Golondrinas, como consecuencia de la baja asistencia turística por la pandemia del COVID-19.

Por lo cual decidieron encontrar otro trabajo, según explica la activista y espeleóloga, Rosa María Balvanera.

Ahora pide justicia para las víctimas y el apoyo de las autoridades potosinas para las familias de los potosinos, por lo cual ha intentado localizar a Alejandro Leal Tobías, Secretario General de Gobierno, sin éxito alguno.

Te podría interesar: Senadora del PAN señala que el trapo verde es la muerte

La policía de Nuevo León mato a cinco compañeros de lucha, guías de turista, personas que se dedicaban a hacer rappel en el Sótano de las Golondrinas.

“Salieron a trabajar a Monterrery, eran personas sencillas, de costumbres distintas a las que se dan en zonas urbanas, pero son grandes personas, estoy molesta porque los hayan acribillado de tal forma”.

La activista atribuyó el ataque a sus rasgos indígenas, por lo que hizo la denuncia de un abuso policíaco.

“Uno de ellos tiene disparos en brazos y piernas y al otro lo golpearon. No se vale este abuso policíaco del que somos víctimas como la sociedad, que por tan solo verte diferente o sencillo quieran abusar de esta manera”, dijo Balvanera.

“Si alguno ellos hubieran hecho algo malo, sería aceptable. Pero no hacían nada malo, no estaban violentando a alguien, no agredían a nadie”.

“Intenté comunicarme con el Gobernador y el Secretario General de Gobierno, les dejaron una ficha porque dijeron que estaban en reunión. No he recibido respuesta de ellos y no se vale que mis compañeros estén solos, hay que exigir justicia para mis compañeros”, reclamó.