A pesar de covid, fieles siguen sus creencias

A pesar de covid, fieles siguen sus creencias Foto Especial

Konan, un perro de raza Boxer Inglés de 8 años de edad, fue traído hasta la iglesia de San Hipólito por su propietaria para pedir a San Judas Tadeo por su salud, pues sufre de ataques de epilepsia desde hace 4 meses.

Ana María Ibáñez, solicitó el ingreso al personal de seguridad del templo ubicado en Paseo de la Reforma y avenida Hidalgo, en el centro de la Ciudad de México, sin embargo, Konan tuvo que permanecer afuera, mientras que su “mamá humana” llegó hasta el altar, para dejar el milagro y recibir agua bendita.

Te puede interesar.https://noticiasnrt.com/2021/07/28/indignantes-condiciones-en-el-issste/

Al igual que ellos, cientos de fieles se dan cita este miércoles como cada 28 de mes, previo a la fiesta mayor en octubre, para pedir que “San Juditas” interceda y les ayude a solucionar algún problema que les aqueja o agradecer los favores recibidos.

Pese al control de sanidad que se lleva en la entrada del recinto, algunas personas pierden la sana distancia o no portan cubrebocas, lo que implica un riesgo para contagiarse de covid-19.

Policías de la Subsecretaría de Control de Tránsito de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México (SSC CDMX) mantienen un operativo para agilizar la circulación y evitar aglomeraciones.

NRT México, Cobertura Total 360°